jueves, 30 de mayo de 2013

Capriles los vuelve locos con la imagen retadora de los titulares de hoy


Una imagen que cambió la historia........
Henrique Capriles Radonski y Leopoldo López se unían en una yunta de fuerza, entusiasmo y juventud. En momentos cuando   el descaro de un gobierno militarista y enfermizo insistía vorazmente en su obsesión de poder y dominio sobre la voluntad venezolana,  ellos se atrevían a poner   energías y  ganas al servicio de su País.  

Yo conocí a Leopoldo desde su adolescencia, cuando ya lo buscaba como noticia en su esfuerzo por los jueces de paz que era una tarea empecinada de aquel muchacho  desafiante, claro en  la  meta humana enseñada en el hogar de principios y amor.  Ellos tenían que coincidir en la vida. No solo en la exigencia de trabajar por su Pais sino también  por la manera como llegaron a ese propósito  y esos logros. No ha sido fácil. A los 26 años Henrique era presidente del Congreso. 

Y Leopoldo  avanzaba en la pasión política que habría de ubicarlo  en la lista del nuevo liderazgo de esta maltratada Venezuela  maniatada por      por la obscura presencia militar  sobre su historia de libertad y  una Democracia  que había disputado su derecho a ser  frente al golpismo y las viejas y carcomidas dictaduras militares. 

Contra ellos apuntaron el poder y la mediocridad. Desde los balcones de un teatro las hordas corearon  agravios,  la voz del líder  iracunda y soez  abofeteó el mérito de sus logros personales con ofensas baratas incitando a diferencias y odios. Lo que no se les perdona  es eso...haber llegado a donde están sin   empujar, sin destruir,  a pulso propio. En una Venezuela de canallas   acusándose entre sí, los hombres y mujeres que han vivido quince años de agresiones y venganzas, despiertan de la pesadilla y buscan la luz. 

Y allí están  estos muchachos sin rendirse, esgrimiendo principios contra   mentiras y corruptelas, venganzas y barbarie. Hoy Leopoldo enfrentará otra imputación  obedeciendo los vicios de la sumisión de poderes en esta farsa  de la justicia.


 “Yo me declaro y asumo mi condición de ser un perseguido político, de un Gobierno que impulsa la persecución como forma de hacer política”, sentenció López.


Esta vez Venezuela lo acompaña con  la  fuerza del despertar. Y Capriles  los vuelve locos con la imagen retadora de los titulares de hoy:




Paso a paso,  escribiendo la historia de esperanzas y luz!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu Comentario.

ISA DOBLES