jueves, 23 de mayo de 2013

La traición a esta casa grande y querida que es Venezuela




Aquí me estoy viendo...con  Bolívar en tres opciones... 
¿Y “el difunto”?

"no dejemos que nos perturben ni chismes, ni intrigas, ni estupideces de una burguesía estúpida. Vamos a trabajar, a trabajar por la paz, por la vida, por la economía, por la seguridad, por la salud, por la patria”. Eso lo pidió el “ilegítimo” desde el Salón Ayacucho del Palacio de Miraflores . Ojeroso, tricolor, torpe y titubeante, apareció sin Diosdado y sin Molero, como enseñan estas fotos  aparecidas en la red. 

¿Lo estará viendo desde Cuba  el “informante” Silva? 

En esta  “jugada” que lo saca de cabeza de la vida pública por   maniobras  extrañas, decisiones cubanas o conjuras del mismo “cartel”, Maduron “endilga” el hecho  a la oposición que presentó  la  “confesión”, exhibe a Diosdado con su risita  miedosa, deja cuadrarse a Molero y  sigue  de aquí para allá  seguido por las cadenas que  maneja  a su antojo, tapando huecos sin saber con qué, si es arena, si es asfalto, si es piedra, lo  urgente es   tapar el hueco...

Ahora se va otra vez a  concretar con la exhausta chequera lo que  falta, como si no pesara sobre él y su cartel una impugnación que lo  compulsaría en  el espacio viciado de  la conciencia  comprada.  Y a eso debemos abocarnos. A hacer real, cierta esa impugnación.  No permitir más este cinismo que   hace cotidiana esta vileza, que da espacios a estos  personajes regodeándose en esta exigencia democrática que ellos desconocen.
Aquí me veo yo mismo...cerquita

Hoy tenían otra oportunidad de  demostrar algún gesto humano y decente. No lo consideraron siquiera: permitir a Iván Simonovis que se despidiera  de  su suegra, Luisa, madre de Bony, mujer luchadora, heroína de esta lucha desgarradora que ha sido este capricho enfermizo de una mente enfermiza. Mezquinos de alma, usurpadores de destino. 

Enamorados del poder que no les pertenece, de sí mismos, incapaces de un gesto noble, de un gesto humano.

Impugnar. Sacar la mentira de cuajo de este cuerpo  agobiado, desalojar  el engaño y la traición de esta ¡Casa grande y querida que es Venezuela!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu Comentario.

ISA DOBLES