miércoles, 30 de octubre de 2013

VOTOS.....no BOTAS.

VOTOS.....no BOTAS.
A estas alturas, están desatados. Diosdado se confiesa culpable de delitos que suponíamos, Maduro nos acusa de querer  incendiar el país, Jaua se pavonea insultando y atacando a Capriles, el Vice Arreaza, que  se erige como académico y profeta, sigue durmiendo en La Casona a pesar de  los rumores y hace valer el peso de dormir en una cama en la propia Casona, ser atendido por el servicio pagado por nosotros y recibir los saludos de los  militares lacayos del poder. Y a esos  personajes tenemos todavía que soportarles en sus arrogancias, humillaciones, amenazas  y   desconsideraciones, que van desde vivir una crisis de papel toilette hasta  calarse a un tipo inculto, titubeante de una  ofensiva mediocridad y sin poder  todavía convencer a más de la mitad de Venezuela que ganó las elecciones y a Venezuela entera que es venezolano.
Las elecciones de este próximo Diciembre  demostraran otra vez que hay un gran rechazo del país a este régimen. Pero no  nos podrán quitar de encima esta pesadilla. Porque se trata de otra cosa. Con el mismo CNE, los mismos rectores que vienen ejerciendo   más allá de su  lapso, sin medios de comunicación  con información precisa e inmediata, unas fuerzas armada sin honor, con una cuerda de vivos exprimiendo  al país y una historia amarga de  vicios y servilismo que  no sólo les  envilece, sino que se condenan ante sí mismas y la historia por este sometimiento de política partidista e ideológico.
 Las Fuerzas Armadas hoy son motivo de desprecio y   rechazo, el pueblo no es pendejo, se le ha repetido hasta la saciedad cual es el papel de las Fuerzas Armadas. , de  ellas dependen la paz interna y la seguridad  interna y externa,   la defensa de sus fronteras y del honor de sus  armas. ¿Y que vemos hoy? Gobernadores, ministros, embajadores militares,  cambures  en todas sus escalas, asesinando  aquí y allá, llenando titulares con narco tráfico y corrupciones, y como si fuera poco, tan inmersos en todo eso que no tiene nada que ver con su deber y compromiso,  sin  responder con honor a un impugnado en el mando  como   exige  una Constitución tan perdida en las manos de este régimen como el mismo papel toilette.
 Ante todo  lo  vivido durante estos eternos quince años, Venezuela  tendrá que  como hace  y que hace con las Fuerzas Armadas después de esto. Como  renueva el espíritu militar, como conduce su tarea  ante el País acabando con privilegios, con   prepotencias y  vicios. Sin nacionalismos   ni personalismos fuera de tiempo. Una institución más entre las otras  y subordinada  al poder civil.  Lo que hoy se hace  a los muchachos que entran  a las Fuerzas Armadas buscando servir a la Patria y  tienen esto como  modelo, es  degradante y vil.  Allí  no se puede incendiar alma alguna de odio. El uniforme, convertido en disfraz , no puede   ser instrumento de terror, irrespeto  o  amenaza.  Uno no puede olvidar al Gral. Martínez tirado  al suelo apuntado por uno...o la madre y la hija  asesinadas en Falcón...o la mujer en Valencia empujada al asfalto...ni  Benavides contra los estudiantes y el gas del bueno ...y después investigado por el alijo de drogas de air France....  ¡Esto no puede ser Venezuela!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu Comentario.

ISA DOBLES