sábado, 12 de noviembre de 2011

¡Apareció Wilson!

Apareció Wilson! Y lo supo Cabrera primero que todos! O sea, al final, los secuestradores escogieron a otro pelotero para que la familia contactara al Ministro que ya había declarado, con la velocidad del “jalabolismo” que lo habían rescatado porque el ciudadano Presidente y Comandante había dado la orden de realizar búsquedas aéreas sobre la zona. Y con ese cinismo que es característico en los personeros del régimen, tutean a “Wilson”…Wilson se constituye en el instrumento para glorificar al Comandante. Todo se desenvuelve como un guión de película. Imaginen las escenas. Las cámaras siguen a Wilson que es secuestrado por hombres que huyen velozmente. Cámara a Cabrera en reunión de otros peloteros almorzando, inquietos, preocupados. Cámara al comandante que reunido con un grupo de militares ven mapas de la zona. Cámara a la calle, gente llorando por Wilson. Cámara al terreno de juego de los Tigres de Aragua, caras sombrías. Cámara a la pizarra. Los Tigres ganan, en honor a Wilson.. Cámara a aviones en pista y el Comandante, de uniforme, obviamente dando órdenes., abrazando pilotos como si fueran a la guerra, gran emoción. Hinchado el rostro, gorra roja sobre la cabeza rapada, sombra de bigote. Cámara a aviones despegando, banderas ondeando en la pista. Cámara a Cabrera. Suena el teléfono. Atiende. Rostro de alegría. Se siente feliz. Toma de la mesa cercana un papel, lee un número, marca. Rostros alborozados a su alrededor. Cámara con cámaras de Venezolana de Televisión dando noticia que Cabrera recibió la llamada y llamó a la familia de Wilson para informar que Wilson estaba rescatado. Cámara a rostro familia llorando al agradecer a comandante que “salvó” a Wilson. Cámara con Comandante que cruza los brazos sobre el pecho y mira al cielo. Cámara con rayo de luz que baja del cielo. Cámara rostro Comandante sonriendo iluminado por luz.


FIN.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu Comentario.

ISA DOBLES