jueves, 4 de julio de 2013

Maduro... ¿por qué no te callas?


Mientras Calixto Ortega se reunía con la Secretaria de Estado Adjunta para América Latina, Roberta Jacobson, Maduro, desde Haití y después de dedicar al Presidente del Congreso el acto conmemorativo de la Batalla de Carabobo, declaraba insuflado de arrogancia, que si Snowden, el norteamericano calificado como “espía” y actor neurálgico y político del momento, le pedía asilo, “lo evaluaría porque en todo caso el asilo es una protección humanitaria”.
Mientras Rusia, China, y Estados unidos manejan cuidadosamente lo que es, sin lugar a dudas, un caso delicado y político, este hombre se mete en el peligroso juego en el que, además, ya quedaba fuera con el ecuatoriano Correa que ya tiene otro asilado como Assange, en una hipócrita y oportuna “defensa” de la libertad de expresión mientras la coarta de manera indecente en su país.

Si Calixto llegó a hablar de “mediación, relaciones o cordialidad”, quedó en absoluto ridículo. Porque en este jueguito “anti imperialista”, que no pierde oportunidad de provocar, insultar y amenazar en una comiquita vergonzosa y fuera de tiempo, ya no sólo fastidian, sino que quedan mal los dos países, el “imperio” que compra crudo y paga en “cash”, $$$$$$, y el que vende que vocifera cobardemente en un cliché fuera decadente que se rechaza y no se soporta. Aburre. Agobia. Cambias o apagas.

Fofamente, errático y barato, Maduro se pierde en sí mismo. Desde que el ex “Hojilla”acusó a Diosda de todo, absolutamente de todo, no hay foto donde no salgan “pegaditos”. Uno no necesita que le cuenten nada porque lo que enseñan es tan obvio y cierto como que no hay papel toilet.

Calixto puede haber llegado hasta Roberta... pero ninguno dio declaraciones después del encuentro. ¿Y qué pueden decir hoy? Roberta debe estar como los Países de América liberados por Bolívar después de ver el acto desfile celebrando la batalla de Carabobo. Esas mujeres desnudas pintadas grotescamente sobre sus formas, son en realidad lo que Maduro y el cartel político considera “patria”. La misma que Jaua, después que se abrazara feliz con el vicepresidente Kerry de USA en Guatemala, exigiera: “Patria o papel toilet” al pueblo que lo buscaba sin éxito en mercados y supermercados.

A la altura de tetas pintadas protuberantes y papel higiénico, está el sentido de “patria” que por otro lado reclamara este Maduro ilegítimo y lastimoso a los casi ocho millones que hoy le impugnan, asegurando una y otra vez que la oposición busca “banalizar” el significado de la “Patria”. Así como acusó al Presidente Uribe de querer matarlo y a los colombianos de venir a “inocularlo” con un veneno mortal.

Si a estas alturas todavía se toma en serio lo que dice hoy y se niega mañana en el discurso del impugnado Maduro, ya queda en manos de los “cándidos” que se quieran engañar ellos mismos.

El gobierno norteamericano acusa a Snowden de espía... más allá de la juventud del acusado, de las simpatías que su actuación pueda despertar en el ánimo de muchos, este es un momento, y muy especialmente para aquellas Naciones relacionadas económicamente, muy delicado, de consecuencias duras y críticas. El discurso para incitar el odio contra el primer socio económico de Venezuela, así como las provocaciones al país “hermano”, sobran. Maduro... ¿por qué no te callas?
 

Columna original para ANALITICA.COM




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu Comentario.

ISA DOBLES